martes, 28 de abril de 2009

todo tiene un fin... nada dura para siempre.
los sentimientos son nada, al lado del amor de Dios,
el dolor que puedo sentir por perder a alguien,
no es nada al lado del sufrimiento de Cristo en esa cruz.
la angustia, ese dolor en el pecho, no es nada comparado
a lo que el padeció por mi.
pero no se como superar ciertas cosas, ciertas perdidas, ciertas situaciones.
pienso que aunque me aferre a El, el dolor no pasa. que la única herramienta
que nos ha dejado para esto es el tiempo.
puedo palear la tristeza pero no dejar de sentirla, puedo llorar orando, y pedirle "por favor, no quiero sentirme así" y siento que está, pero calma por un rato.
la vida es así, en este mundo miserable que nada tiene que ver con Dios.
pienso: que me llama la atención si todo esta para atrás? de que me sorprendo si es inevitable vivir cosas así en un mundo sin Dios?
hoy necesito mas que nunca que me resguarde en sus brazos y que me diga que "todo va a estar bien, ya va a pasar". se que está, pero el dolor no se va.

5 comentarios:

Luirro dijo...

qué te anda pasando, miki?

miki dijo...

y nada, en esta vida se sufre, a veces mas, a veces menos, es inevitable. y eso me pasa...que estoy un poco triste y le cuento a mis amigos del blog. comparto.

Jesus dijo...

No tengas miedo, porque yo te he liberado. Te he llamado por tu nombre y ME PERTENECES.
Cuando atravieses las aguas, yo estaré contigo. Cuando cruces los ríos no te ahogarás. Cuando tengas que atravesar por fuego, no te quemarás; las llamas no arderán en ti.
Porque yo soy el Señor tu Dios, el Santo de Israel, tu Salvador. Entrego a Egipto por tu rescate; Etiopía y Seba son el alto precio que pago por ti.
TU VALES MUCHO PARA MI, te estimo mucho, TE AMO. He dado gente para poder tenerte, y naciones para rescatarte con vida.
No tengas miedo, yo estoy contigo.
Is. 43:1b-5a

Lubi Moreno dijo...

Hola Miki, te entiendo, y entiendo que no hay mucho para decir en estos momentos.
pero te dediqué una entradita en sospechando. a vos y a otros amigos que les toca caminar por por esas mismas veredas sombrías.
un abrazo, es todo lo que tengo

miki dijo...

gracias por sus palabras, gracias!